Los abogados como integrantes de una organización criminal

Apuntes sobre la conducta neutral en el ejercicio de la profesión de abogado y el secreto profesional

  • César Antonio Delgado Castro Autor
Palabras clave: criminalidad organizada, conducta neutral, secreto profesional del abogado

Resumen

La práctica habitual forense en materia penal en nuestro medio normalmente se ampara en el ejercicio abusivo del derecho a ejercer la profesión de abogado y del derecho al secreto profesional, y cuya conducta criminal violatoria de la ley penal o transgresora del Código de Ética del Abogado se justifica con el argumento manido de la conducta neutral o socialmente adecuada. Pero esta responde muchas veces a motivos de no verse eventualmente involucrados en los hechos que se investigan o de querer proteger al investigado que patrocinan —o patrocinaron—, más que a razones que de modo directo tengan que ver con el secreto profesional o con el correcto ejercicio de la profesión, por lo que nuestras autoridades
y operadores del derecho deben estar atentos para no permitir la mala utilización del ejercicio de la profesión y del derecho al secreto profesional. No existen conductas per se neutrales, pues cualquiera que genéricamente y en abstracto pueda calificarse de neutral, esto es, de penalmente irrelevante y atípica, puede adquirir sentido delictivo y ser, por tanto, penalmente relevante si se dan ciertas condiciones entre las cuales es esencial la inserción de dicha conducta en un contexto delictivo.

Publicado
2019-06-24